Foto de Tech Nick en Unsplash

La información que se convierte en anuncio

Google ha moldeado las reglas del SEO, el posicionamiento en internet, las empresas compiten por estar en las primeras posiciones, Google premia a los que publican a menudo y generan contenido relevante y útil, pero el proceso de posicionar cada sitio en el buscador lo deciden los robots de google y el criterio de estos se limita a lo bueno que sea el algoritmo que ha desarrollado Google para su motor de búsqueda.

Esto provoca que entre los primeros resultados estén artículos escritos por páginas con mucha autoridad, que saben que lo que busca el algoritmo es:

  • que el contenido use referencias pero no copie y pegue, que de crédito a estas fuentes
  • que aporte información original y completa, que profundice en el tema del que habla y no se quede en la superficie
  • que se de buen uso de las etiquetas de títulos, que los títulos sean descriptivos y que hagan referencia al tema del que se habla
  • que no exagere con titulares amarillistas
  • que sea un contenido que anime a compartir en redes, porque si lo comparte mucha gente ganará autoridad
  • el contenido se ve bien en móvil, si hay anuncios estos no molestan la lectura
  • hay info del autor en el post y los autores que escriben sobre el contenido son expertos
  • No se produce contenido en masa para eclipsar otras webs

Todos estos puntos parecen una buena forma de evitar que se publique contenido de dudosa calidad, pero sin embargo sigue ocurriendo.

Especialmente en el caso de las busquedas relacionadas con productos o servicios. Los internautas buscan opinión sincera y datos reales, sin embargo aquí Google lo tiene dificil para poner el freno a muchos sitios webs que han sido esponsorizados por empresas que quieren que se hable bien de su producto o servicio para eclipsar opiniones negativas de clientes reales.

Pongamos un ejemplo: una aplicación de finanzas quiere ganar usuarios pero ha tenido muchísimos problemas con clientes que han tenido un mal servicio con su app o su personal de atención al cliente. Esta empresa esta recibiendo muchas criticas por ofrecer un mal servicio, pero se ha puesto en contacto con webs de sus sector con mucha autoridad en motores de búsqueda, que suelen aparecer las primeras. Esta empresa pagará una buena cantidad de dinero para que estas webs escriban un articulo hablando las mil maravillas de su app y la gente que encuentre dicho articulo buscando apps de finanzas que le puedan servir leerán este artículo antes que cualquier crítica real, muchos pensarán que se pueden fiar de estos «profesionales» que por su forma de escribir da la sensación que hablan desde su experiencia personal, pero nada más lejos, es un anuncio disfrazado de artículo periodístico de opinión.

Y ese es el problema con Google, pese a sus esfuerzos por hacer un algoritmo que premie al contenido honesto y de calidad que realmente trate de aportar valor, muchos expertos adaptan sus artículos para disfrazar a sus anuncios y que pasen esos filtros, hasta el punto de que rich snippets como calificaciones de 5 estrellas de algunos resultados o desplegables con preguntas que aparecen entre los primeros resultados acaban siendo también enlaces a anuncios bien pagados.

Así que cuando busques por internet ten siempre una mente crítica y escéptica, contrasta con varias fuentes y comprueba las fuentes de los artículos que lees o si buscas sobre un producto o servicio comprueba opiniones reales.

Añadir un comentario

No se publicará tu dirección de correo electrónico. Los campos obligatorios están marcados con *